Espaguetis de calabacín con pollo y champiñones

Espaguetis de calabacín

Lo reconozco, a este plato le tenía muchas ganas. Por internet ya había leído y visto muchas recetas de espaguetis de calabacín y los comentarios de la gente eran todos positivos. Pero hacer la receta me daba mucha pereza, solo de pensar en lo que tardaría en cortar el calabacín con un pelador, etc…. (si, no tengo ninguna maquinaria apropiada para este tema) Pero un día, estaba en la sección de verduras del mercadona y ¡Zas! Se me pusieron los ojos como platos, los vi ahí junto a las ensaladas. Venden ¡calapasta! O lo que es lo mismo, los famosos espaguetis de calabacín y lo mejor de todo, como ya vienen para hacerlos en el microondas, pues te ahorras un tiempecito, que este tema, para las que somos madres, es fundamental.

espaguetis de calabacín

 

Así que, me inventé una receta con pollo y champiñones y el resultado ha sido bastante positivo.

Comparto con todos vosotros la receta para que os animéis y lo probéis porque es un plato muy sano, equilibrado y nutritivo.

¡Vamos a ello!

ESPAGUETIS DE CALABACÍN CON POLLO Y CHAMPIÑONES

INGREDIENTES (para dos personas):

  • 2 envases de calapasta o espaguetis de calabacín (yo lo compré en Mercadona y creo que en Alcampo también lo he visto, sino ya sabéis siempre existe la opción de hacerlo en casa)
  • 200 gr de pechuga de pollo
  • una bandeja de champiñones laminados
  • media cebolla
  • dos dientes de ajo
  • sal
  • aceite de oliva virgen extra
  • orégano
  • medio vaso de vino blanco

ELABORACIÓN:

Lo primero que vamos hacer, es el pollo. Para ello, en una sartén, echamos unas gotitas de aceite de oliva virgen extra y salamos nuestras pechugas de pollo. Cuando el aceite esté caliente, incorporamos las pechugas. Aquí lo bueno es tostarlas bastante porque estarán mucho más ricas cuando las juntemos con el resto de ingredientes. Cuando veamos que ya están en el punto que deseamos, las sacamos, las partimos a tiras y las reservamos.

Mientras, en la misma sartén donde hemos hecho las pechugas de pollo, echamos otro poquito de aceite e incorporamos los dos dientes de ajo picados finitos y cuando empiecen a coger color, añadimos la cebolla que previamente la habremos cortado en trozos pequeñitos. Cuando la cebolla esté pochada, incorporamos los champiñones laminados y dejamos que se termine de hacer todo junto. Cuando los champiñones estén ya en su punto, incorporamos el pollo que habíamos hecho antes y le añadimos medio vaso de vino blanco y esperamos a que se evapore. La verdad es que el vino le da un toque buenísmo al plato.

Mientras dejamos que se evapore el vino, metemos el envase de la calapasta en el microondas y seguimos las instrucciones que vengan en el envase. En este caso, si la quieres al dente, son dos minutos a máxima potencia y si te gusta el calabacín más suave, déjalo un minuto más.

Cuando el vino se haya evaporado, es hora de incorporar el calabacín a la sartén, y echarle un poquito de sal y orégano que le da un toque riquísimo. Mezclamos todo bien y lo ponemos en un plato donde le echaremos un pequeño chorrito de aceite oliva virgen extra y ¡Listo! ¡A comer!

Como veis es un plato, de los que me gustan a mi, rápido y sencillo. Personalmente, si me gustaron estos espaguetis de calabacín. Aunque también os digo, había leído que no tenía nada que envidiar a unos espaguetis convencionales. Para mi, no hay comparación, creo que cada cosa en su estilo está bueno, pero un plato de pasta, a mi que tanto me gusta, no lo sustituye unos calabacines.

¡Buen provecho! Y como siempre, os recuerdo que podéis suscribiros a mi blog para estar enterados de las últimas noticias o seguirme en Facebook o Instagram.

Deja un comentario